Domingo, 01 Marzo 2015 19:36

INFLUENCIA

Escrito por

 

Son intuiciones, verdaderas alertas

Charly García – Todd Rundgren 

El trabajo parte de tres cuerpos plantados en escena, es la luz sobre nosotros los espectadores la que oscurece los movimientos, cerca a un costado está el cuarto integrante, el músico toca el bajo con suavidad que se traduce en precisión, sus graves cuerdas crean el clima y lo atenuado comienza con la clásica repetición de la danza contemporánea, giros de los brazos, de las piernas, sutiles, una suerte de calma que sirve como descripción de la propuesta  

hasta que aparece una distorsión, a partir de ese momento nuevamente desde el sonido, hilo conductor, dispara la obra hacia otro lugar, con más acción la interacción entre ellos se modifica, la improvisación dentro de la composición se suelta y rompe quizás una suerte de hechizo producido por el movimiento marcado y profundo del inicio.  

Ya con un viejo ventanal abierto, objeto predominante por tamaño y ubicación en la casi nula escenografía, idea que es planteada desde el principio, en consonancia el vestuario es ropa de calle (común) y no hay ningún otro objeto que distraiga la atención. Entonces sobre esta idea de  “despojo” se concentra el experimento en una estricta relación de cuerpo y música, del ventanal entra una brisa, ruidos que suben a la sala de autos y algún transeúnte, pero su detalle más perfecto es la luz de neón, anaranjada y similar a la de la escena es parte real y se integra.

Los bailarines a través de uno de ellos exploran desde lo lúdico el mareo, una sana idiotez, debería ser una costumbre, le piden más y más y gira en círculos, entrega la energía, exhausto ríe, pierde control del cuerpo, por un breve lapso juega a no pertenecerle, ese fuera de sí es compartido con sus compañeros, otro de los intérpretes hará una similar performance pero su resultado no será el mismo. El experimento arroja sus resultados que por la materia nunca podrán ser finales: tres bailarines con pautas marcadas para activar una libre propuesta se aproximaron entre sí, como péndulos donde sus movimientos se han tocado pero salvando la individualidad, a su vez los estados han sido modificados a través del tiempo y por impulsos de la música que los creó durante los instantes transcurso de la obra.  

 

 

El presente comentario-reseña pertenece a la obra  del domingo 12 de abril de 2015 en Apacheta, Pasco 623.-   

Para: Conocimiento experimental / Dirigida por: Soledad Gutiérrez    

Pablo Gungolo

Poeta, nació en Bahía Blanca y en la actualidad reside en Capital Federal. En el 2011 publicó su primer libro “Polaroid” (Editorial La Parte Maldita). Generalmente escribe en floresyfobias.blogspot.com (Elongando). Su próximo libro se llamará “los restos”.

Más en esta categoría: « IMAGEN AUDITIVA LA IDEA DEL NO FINAL »

TODOS LOS TEXTOS EN COMENTARIOS

  • Fantasmas en la ciudad +

    Dos mujeres antiguas, aniñadas, con un levemente distinto andar, rasgos y perfiles, pero muy parecidas entre sí, aparecen y desaparecen de la escena. Son petisas Morticias o niñas poseídas por Leer más
  • Amor mío +

    Amor mío Obra: Villa Argüello Finalmente, esto es un mundo... Hay códigos que desconozco, la vida me es difícil. Veo y mastico modos de hacer las cosas que me la Leer más
  • Entre vos y yo +

    Entre vos y yo Obra: Azucar Empezamos haciendo un dúo. Yo hago una rolada pegado a vos. Paso arriba. Quedás abajo. Movido por la fuerza de tu cuerpo voy tapándote. Leer más
  • EL DESEO SIN NOMBRE +

    Ardua la tarea de encontrar las palabras para Amaralaniñafuego. a) ¿Una primera transformación trastoca la realidad de un cuerpo humano? Tal vez no, porque evidentemente existe la posibilidad en lo Leer más
  • La comida está servida +

    Algo de todas ellas, me hizo pensar en mi mamá ama de casa. Todo un viaje al universo femenino dentro de una casa, dentro de su casa, dentro de algunos Leer más
  • INFLUENCIA +

    Son intuiciones, verdaderas alertas Charly García – Todd Rundgren El trabajo parte de tres cuerpos plantados en escena, es la luz sobre nosotros los espectadores la que oscurece los movimientos, cerca Leer más
  • Hogar, ¿dulce hogar? +

    ¿La femineidad en otros tiempos? ¿Por qué representar a la mujer hoy bajo una estética de los años 50 abocada fervientemente a la vida doméstica? ¿Qué ecos de ese modelo Leer más
  • La cuestión +

    La cuestión Obra: Lejos El equipo de correr esta vez incluye los sueños. Lo que, por voluntad genética o divina, ella es. Lo que quiere ser. Lo que pudo ser Leer más
  • “Te estoy diciendo nada” +

    Grande es el gusto de escribir sobre esta pieza chilena que se presentó en Argentina el año pasado. Grande, porque además de que soy chileno-argentina, esta pieza pone de relieve Leer más
  • Querer y Poder +

    Dirección: Santiago Mitre y Juan Onofri Barbato En pantalla exteriores: autopista Buenos Aires-La Plata (…) subsuelo del Teatro Argentino; contraluces; cuerpos masculinos. Son siete chicos; hombros, tríceps; indumentaria deportiva; caminan, preparan Leer más
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13
  • 14
  • 15
  • 16
  • 17
  • 18

ESCRIBEN EN SEGUNDA